BALONCESTO | Mann-Filter, el cuarto equipo en la lucha del título liguero

Mann-Filter no falló ante sus aficionados y se ha convertido en el cuarto equipo clasificado para jugar las semifinales de la Liga Día de Baloncesto. Su rival, el Spar CityLift Girona.

LÍDERAS | 13 ABRIL DE 2018

No había gozado de acierto el Mann Filter en su primer encuentro en Zaragoza y fue por ello que las jugadoras de Víctor Lapeña saltaron a la pista dispuestos a morder a su rival. Con un primer golpe de Luci Pascua -como no podía ser de otro modo- tras rebote ofensivo y con Paola Ferrari haciendo daño desde el perímetro, las aragonesas se apuntaron los primeros punto de la noche y, por tanto, las primeras diferencias (7-3). Respondía desde la pintura el IDK Gipuzkoa con Toch Sarr asumiendo el peso ofensivo pero en el conjunto local todas sus jugadoras eran capaces de anotar con una Tamara Abalde que ejercía desde la pintura como el faro del equipo (15-9). Elevaba la propia Sarr el nivel de exigencia y así fueron creciendo ambos equipos en el transcurso de un primer periodo muy diferente al de cualquiera de los dos encuentros anteriores (24-22).

Disfrutaban los espectadores con el juego de uno y otro equipo y esto pareció motivas a las jugadoras para seguir agasajando al respetable. Con Paola Ferrari anotando su cuarto triple de la noche y Vega Gimeno sumándose a la fiesta exterior, el Mann-Filter logró un nuevo impulso mediado el segundo cuarto (32-27). Parecía que podía romper por primera vez el equipo local pero el ímpetu de Azu Muguruza pidiendo desde la banda una mayor intensidad defensiva a sus jugadoras reactivó ligeramente a un IDK que contenía como podía a las jugadoras mañas.

Atravesaba el choque un momento importante y, cuando eso sucede, nadie puede asumir mejor las responsabilidades que una Paola Ferrari que, con siete puntos para un total de 21, lograba esta vez sí hacer mucho daño a su rival (44-39).

Tras una gran primera parte, el encuentro alcanzó su segundo tiempo con todo por decidir. Con la gran incógnita de saber si ambos equipos lograban mantener el nivel de acierto, el IDK Gipuzkoa decidió lanzar un primer órdago culminado con un triple de Onintza Aduriz que puso a las donostiarras por primera vez por delante en el partido (46-47). Parecía que la fortuna donostiarra comenzaba a cambiar pero, en ese momento, la lesión de Lindra Weaver tras un saque de fondo suponía un duro golpe para los intereses donostiarras (47-52). Hasta tal punto que el equipo visitante tan solo pudo anotar dos puntos en tres minutos con los que verse de nuevo a remolque en el marcador (56-54).

El tiempo corría y el último cuarto incrementaba los nervios en uno y otro equipo. Cada acción se cuidaba al máximo y tan sólo una Paola Ferrari en modo estelar se atrevía a tirar de acierto ante una Toch Sarr clave para que el partido se mantuviera igualado (62-58). Con IDK Gipuzkoa errático en el tiro, el Mann-Filter no perdonó para llegar al último minuto con una cómoda renta (68-61). Así, las locales tan solo necesitaron dejarse llevar por la inercia ganadora de unos últimos compases en los que celebrar el ansiado pase a semifinales (73-62).

Deja un comentario