El deporte femenino clama por una igualdad real en todos sus ámbitos

Gran éxito de la  “Jornada contra la discriminación de las mujeres en el deporte” que se celebró el pasado miércoles en la Sala de Conferencias del Campus de Getafe de la Carlos III de Madrid, y a la que acudieron decenas de alumnas y alumnos de la Universidad madrileña.

LÍDERAS I 7 OCTUBRE DE 2016

Organizada por el Instituto de Estudios de Género y el Grupo de Investigación sobre el Derecho y la Justicia de la Universidad Carlos III con la colaboración del Vicerrectorado de Estudiantes, Responsabilidad Social e Igualdad y de la Federación de Servicios a la Ciudadanía y el Sector de Medios de Comunicación, Arte, Cultura y Deporte, el pasado miércoles se celebró esta Jornada cuyo objetivo era formar e informar sobre las diferentes y variadas discriminaciones que las mujeres padecen en el deporte y sobre algunas actuaciones que se están llevando a cabo desde distintos ámbito para erradicarlas.

A lo largo de 12 horas (de las 9 de la mañana hasta las 21 horas), los numerosos asistentes a la Jornada recibieron una amplia información sobre las modalidades donde aparece la discriminación. “La Jornada contra la discriminación de las mujeres en el deporte”  comenzaba con la presentación de la misma a cargo de Begoña Marugán, directora de la Jornada, y profesora  del Instituto de Estudios de Género y el Grupo de Investigación sobre el Derecho y la Justicia de la Universidad Carlos III, que definió  los objetivos y el programa de la misma y explicó el espíritu constructivo y positivo que la inspiraba.

Marugán afirmó que a pesar de que las barreras y discriminaciones que sufren las deportistas son una realidad, en los últimos años han surgido iniciativas encaminadas a conseguir la igualdad.

La carencia de investigación sobre el deporte y la necesidad de llenar este vacío analítico se puso de manifiesto en las primeras ponencias en las que se trató el deporte como un hecho social. Begoña Marugán expuso cómo es el hecho de la discriminación de las mujeres. A continuación el profesor de la Universidad de Sevilla, Joaquín Piedra expuso un interesante discurso sobre las personas que no siguen la norma de la masculinidad heteropatriarcal y los estereotipos de género.

Todos los ponentes coincidieron en que el deporte es un  reflejo de la sociedad, y como tal debe ser tratado como un hecho sociológico. Un ejemplo de la globalización social de este hecho es la existencia de eventos deportivos de la entidad de los Juegos Olímpicos, que trascienden más allá del deporte en sí. 

El siguiente bloque que se abordó fue el jurídico a través de la ponencia de la abogada especializada en Derecho Deportivo, Mª José López que expuso que la falta de regulación laboral es uno de los mayores problemas al que se enfrenta el deporte femenino.  El deporte es una profesión y por tanto un empleo para un gran número de personas que dedican la mayor parte de su tiempo al entrenamiento, preparación y competición.   La jurista aportó datos relevantes como los ofrecidos por la Encuesta de Población Activa (EPA), según los cuales, el volumen de empleo medio anual en relación con el deporte, ascendió en 2015 a 184.600 personas. Sin embargo a pesar de que un 1% de esta población activa está empleada, a nivel social se piensa el deporte como juego y no como una profesión.

Para la experta en derecho deportivo, el deporte debería tener una regulación laboral más moderna, adecuada y precisa. y denunció la falta de cotización de las deportistas así como el hecho de la rescisión de contrato motivada por la maternidad, la ausencia de un convenio colectivo, la falta de patronales y el desinterés de la administración.

Todas estas carencias que sufren y padecen nuestras deportistas fueron ejemplificadas en la intervención de Patricia González, ex-jugadora del Rayo y ex entrenadora nacional de la Selección Sub-19 de Azerbaiján, que expuso su vivencia personal que la llevaron a tener que abandonar España para poder “vivir del deporte”: “Me siento más discriminada en mi país que en Azerbaiján, a pesar de se éste un país musulmá”, llegó a decir la deportista.

Finalizó este bloque Diego Martínez, periodista deportivo de RTVE cuya intervención sirvió para corroborar la discriminación mediática que sufre el deporte femenino, el controvertido tema de los derechos televisivos: Martínez denunciò que la venta de los derechos de los partidos femeninos se vendían en bloque junto con otras retransmisiones, por lo que no tenían realmente un valor de mercado “per se”.

El tratamiento del deporte femenino por los medios de comunicación fue el tema principal de la sesión vespertina a mediante una mesa redonda moderada por Rosa San Segundo, directora del Instituto de Estudios de Género de la Universidad Carlos III, en la que participaron las profesoras universitarias Clara Sáinz de Baranda y Teresa Núñez, y la directora de la revista Líderas, Paloma Zancajo  Sobre la mesa aparecieron grandes temas como la  escasa visibilidad y el menosprecio de los medios frente a los éxitos y logros de las deportistas españolas, el uso de un lenguaje inapropiado, el uso sexista de las mujeres, los estereotipos de género, la lista es interminable.

La profesora de la Universidad Carlos III y autora de varios estudios sobre la situación del deporte femenino en los medios, Clara Sáez de Baranda demostró a través de un análisis de treinta años de la prensa deportiva la falta de avance en este terreno y como a las deportistas se las dedica menos espacio que a la equitación, los balones o los objetos de uso d deportivo. Sólo ocupan el 2,5% de la información. Algo que se sigue reproduciendo en el momento actual.

Paloma Zancajo, directora de la revista Líderas mostró cómo a pesar de los éxitos y la alegría que producían las victorias de las deportistas españolas en los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro, los medios se empeñaron en relativizar el éxito. A pesar de ello, las audiencias en TVE y Teledeporte respondieron, demostrando que el deporte femenino, sí importa a la sociedad. Para Zancajo, las redes sociales están revolucionado la forma de comunicación convirtiéndose en toda un esperanza, y un soplo de aire fresco para el deporte femenino.

La profesora de la Universidad de Sevilla, Trinidad Nuñez ofreció una nueva dimensión del tema con una interesante ponencia sobre el uso que hace la publicidad de nuestras deportistas. Mientras que ellos, (los deportistas) aparecen en anuncios de productos y servicios de gran valor como bancos, vehículos de lujo, relojes, etc., las deportistas aparecen en anuncios relacionados con la alimentación y con artículos de uso femenino (tampones, compresas, depiladoras, etc. ). Estos estereotipos de género también aparecen en el cine en películas como Million Dolar Baby, Quiero ser como Beckham, por ejemplo. Para la profesora sevillana estos estereotipos son menos directos pero resultan ser más efectivos. 

La Jornada finalizó con la intervención de Dolores Sáez, técnica superior de la Dirección General de Deportes del Ayuntamiento de Madrid, que hizo un recorrido por el trabajo que durante años se ha venido realizando desde el consistorio madrileño en pro del deporte femenino.

 

Deja una respuesta

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación, adaptarse a sus preferencias y realizar labores analíticas. Al continuar navegando consideramos que acepta su uso Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar