El CV Aguere sigue sin pagar los 65.000 euros que adeuda a sus jugadoras

La Asociación de Jugadoras y Jugadoras de Voleibol (AJJV) ha hecho público un comunicado para apoyar y denunciar públicamente la situación de impago de salarios a las jugadoras del CV Aguere, club que milita en la Liga Iberdrola de Voleibol

LÍDERAS | 30 ENERO DE 2018

Ya son siete las jugadoras que han denunciado el impago de sus salarios por parte del CV Aguere. A Tatiana Bécares, Bely Nsunguimina, Diana Sánchez, Bianca Moreira, Renata Benedito,  Marina Scherer y Roberta Rinaldi, su club les debe en total más de 65.000 euros en salarios correspondientes a la actual y a la pasada temporada. La mayoría de estas jugadoras son de procedencia brasileñas que firmaron contratos mileuristas para poder jugar en la máxima competición del voleibol femenino español, la una Superliga patrocinada por Iberdrola

El pasado mes de diciembre, la abogada de las jugadoras, Mª José López envió una carta al club exigiendo una solución al conflicto y avisando de que si no se llegaba a un acuerdo en el plazo de 72 horas, las afectadas acudirían a la vía judicial para solicitar el concurso de acreedores del club al entender que había una imposibilidad manifiesta de continuar económicamente y de hacer frente a los pagos..Ha pasado el tiempo y ante la falta de respuesta por parte del club, la Asociación de Jugadores y Jugadoras de Voleibol (AJJV) también ha decidido tomar cartas en el asunto y apoyar a las jugadoras. Para ello han hecho público hoy este comunicado en el que muestran su apoyo a las jugadoras, condenan públicamente esta situación y anuncian una serie de acciones encaminadas a resolverla :

“Desde la Asociación de Jugadores y Jugadoras de Voleibol (AJJV) queremos mostrar nuestro total y unánime apoyo a las jugadoras del Club Voleibol AGUERE, que siguen reclamando sus salarios de la temporada pasada y actual, siendo conscientes de la grave problemática en la que están inmersas dada su prolongada situación de impago por parte del club.

Así mismo, queremos condenar públicamente cualquier situación de impago o mala praxis, que en este caso está llevando a cabo el Club Voleibol AGUERE, ante la indefensión y pasividad por parte de la Federación y Consejo Superior de Deportes; aun siendo conscientes de que al formar parte de la Liga Iberdrola, se benefician de dinero público. Entendemos que el deporte y sus deportistas merecen ser tratados de manera honrada, justa y acorde con el trabajo y esfuerzo que realizan cada día.

En este sentido, manifestamos que haremos valer nuestra capacidad de interlocución para que este club pague a las jugadoras, o de lo contrario, entendemos que no puede recibir dinero público o beneficiarse del programa Universo Mujer, por ser un deudor y no cumplir con el fair play financiero. En otras palabras, no podrá hacer uso del deporte femenino para obtener beneficios, y al mismo tiempo, acumular deudas a las jugadoras con absoluta impunidad”.

Lamentablemente ni la Federación Española de Voleibol, ni el Consejo Superior de Deportes han tratado de mediar en este conflicto por lo que la indefensión de las jugadoras al no pertenecer a una liga profesional y no tener convenio laboral, ni Estatuto, ni patronal, ni sindicatos, es patente y desoladora, ya que no existen los mecanismos necesarios para obligar al club a pagar sus deudas.

Por su parte. la Junta Directiva del CV Aguere se ha limitado a publicar en su web un par de comunicados en los que reconoce los graves problemas económicos por los que atraviesa la entidad y se ofrece a negociar la carta de libertad de las jugadoras, pero no ha ofrecido ninguna solución ni respuesta al requerimiento de la abogada de las jugadoras, Mª José López. Sin embargo el club sigue en competición con jugadoras de la cantera y se están beneficiando de subvenciones con dinero público tanto de las instituciones canarias como del Consejo Superior de Deportes a través del Programa Mujer y Deporte con Iberdrola como patrocinador.

A fecha de hoy, las jugadoras siguen sin cobrar, y la mayoría de ellas se encuentran en Brasil, pendientes de obtener la libertad, ya que el club ni siquiera les envió el billete de avión para incorporarse a la disciplina del club a principios de temporada.

Esto es la esclavitud en el siglo XXI, la de las deportistas en España. En ningún otro sector, se permitirían estas aberraciones.

 

 

Deja una respuesta

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación, adaptarse a sus preferencias y realizar labores analíticas. Al continuar navegando consideramos que acepta su uso Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar