Photo Credit To © Getty Images

Patrizia Panico: “Ojalá en el futuro haya muchas más entrenadoras en el fútbol masculino”

Patrizia Panico se ha convertido en la primera mujer en dirigir a una selección masculina en Italia al sustituir a Zoratto al frente de la sub-16 de fútbol el pasado mes de marzo.

LÍDERAS I 18 ABRIL DE 2017

Se trata de un paso histórico para la mujer italiana, quizás el principio de una nueva era. Patrizia Panico se convirtió el pasado mes de marzo en la primera mujer en ponerse al frente de una selección masculina, la sub-16 de fútbol con la que debutó ante Alemania, en sustitución de Daniele Zoratto, el seleccionador juvenil italiano, que no podía asistir por estar concentrado con el combinado nacional sub-19. 

Patrizia Panico, en su etapa de jugadora

Patrizia Panico, en su etapa de jugadora

En una entrevista publicada por FIFA.com, la entrenadora italiana afirma que “Espero que no haya sido más que el principio. Ojalá en el futuro haya muchas más entrenadoras en el fútbol masculino, tanto al servicio de las federaciones como en los clubes”. Panico, no ha llegado ahí por casualidad,  es un referente del fútbol femenino italiano. Sigue siendo la jugadora italiana que más veces ha vestido la camiseta de su país, al que representó en la Copa Mundial Femenina de la FIFA Estados Unidos 1999™. Sus datos son espectaculares: consiguió 653 goles en los 591 partidos oficiales que ha disputado en su vida deportiva, y 108 goles en los 200 partidos jugados con su selección. 

Con semejantes estadísticas, la entrenadora italiana, que ingresó en 2015 en el Salón de la Fama del fútbol italiano, despeja cualquier atisbo de duda que puedan tener sobre ella las estrellas en ciernes de su país. “A los chicos solamente les interesa la competencia profesional. Les gusta entrenar bien y que sus técnicos les exijan. Desde luego, yo no he notado ninguna diferencia por ser mujer”.

Panico reivindica más presencia de mujeres en los banquillos de los equipos masculinos: “Ha sido asombroso el interés mediático que ha suscitado todo esto. Pero confío en que, muy pronto, ver entrenadoras en el fútbol masculino sea algo de lo más normal. Y no porque nosotras seamos mejores entrenadoras, sino porque lo que cuenta es la competencia profesional, independientemente del sexo”.

En ese sentido reconoce que es muy diferente entrenar a jugar, y que ahora es mucho más meticulosa: “En los banquillos me he vuelto mucho más racional. Intento manejar las situaciones con previsión y examinar las cosas constantemente en su totalidad. Cuando eres jugadora, hay muchos momentos en los que te centras más en ti misma y eres un poco más egoísta”. 

Patrizia Panico

Tres grandes referentes en su ideario de fútbol

Su filosofía de juego, se resumen en tres palabras: ataque, verticalidad y presión y confiesa que sus tres grandes referentes en los banquillos son Carlo Ancelotti, Silvia Neid y Diego Pablo Simeone aunque reconoce que “He aprendido cosas de todos y cada uno de mis entrenadores, y esta lista de tres no es inalterable. Sólo es un extracto, porque podría haber nombrado a muchos otros. Pero admiro enormemente a estos tres, de los que soy una gran aficionada”.

Al igual que Ancelotti, Panico procura dirigir a sus futbolistas desde el lado humano gracias a su serenidad y firmeza emocional. Además, tiene ambición por ganar partidos y conseguir títulos, algo en lo que Silvia Neid fue toda una experta. Y, por si fuera poco, en su segundo partido al frente del combinado italiano sub-16, se pudo comprobar lo que valora del estilo de juego de Simeone: una presión agresiva y compacta y un juego rápido y vertical, con muy pocos toques de balón.

“Sería fantástico que muchas más mujeres siguieran mi ejemplo y que éste nos guiara hasta la emancipación en el fútbol”.

El tiempo dirá si el ejemplo de Panico es sólo una excepción o si, por el contrario, se convierte en el comienzo de una nueva era. De ser así, su sueño se habrá hecho realidad.

Post source : FIFA.com

Related posts